dilluns, 18 de gener de 2010

Magdalenas,

Voy a comerte despacito. Para que sintamos cada bocado y te disfrute a poco a poquito, sin que las ansias se me vayan de las manos. Que las prisas no me gustan y terminan sabiéndome a poco, que aunque tenga hambre, me guardo la parte buena para cuando me duela el estómago. Voy a comerte despacito, muy lento, para que no te sepa yo a capricho. Sorberte cada poro y dejándome un poquito... no sea que te termines del todo.

1 comentari:

  1. Los buenos manjares los saborea despacio el paladar.
    Un Saludo

    ResponElimina

Lo que te salga, no te cortes.